ARQUITECTURA

Bolivia avanza en la certificación “verde” de la construcción

Son varias las construcciones que han sido certificadas con las normas LED y EDGE, mientas otras están en proceso. Permiten un ahorro de hasta un 40% de energía y agua.

América Latina, aplica dos certificaciones para las construcciones verdes una es la LED, y la otra es EDGE que significa Excelencia en los Mejores Diseños medioambientales, que es la que otorga el IFC (Internatitonal Finance Corporation) del Banco Mundial, y mide el consumo de agua, energía y huella de carbono, mientras que la certificación LED mide calidad de aire y materiales.

En ambas certificaciones los puntos en común son los ahorros de energía y consumo de agua. En el caso de LED los materiales se recomiendan que sean locales, de bajo impacto a las personas, que no sean productos que contengan químicos, aldehídos o compuestos volátiles. En el caso de EDGE los materiales van relacionado a la huella de carbono, la cantidad de energía almacenada que tienen los materiales cuando se colocan en los proyectos.

Ambas certificaciones son buenas y seguras, no hay forma de certificar sin que realmente el edificio cumpla con estas normativas. “Nosotros como Valenzuela y Asociados somos la única empresa en Bolivia que hace los procesos de certificación en cualquiera de las dos certificaciones“, dijo Marcelo Valenzuela, presidente del Green Building Council Bolivia.

Ya existen edificios certificados en Bolivia, tales como el edificio de Corporación Andina de Fomento en La Paz, el hotel Marriot que desarrolló el proceso pero dejaron la certificación LED, y otros como Green Tower La Paz y Green Tower Santa Cruz que está en proceso de certificación.
“También hay algunas viviendas y empresas importantes, que son proyectos que no han salido a la luz, pero están en proceso de certificación”, dijo Valenzuela.

Por su parte, Roger Pando de Bob Constructora ha desarrollado un eficio multifamiliar que certificó a la norma LED y EDGE. “El copropietario que habita en el departamento, percibirá un ahorro en consumo energético y en agua”, dijo a tiempo de indicar que han logrado superar el 20% de ahorro de energía y agua.

Asimismo, Pando indicó que están trabajando en su nuevo proyecto Big-Bob y apuntan a superar el 40% de ahorro en energía, 20% de agua, y más dek 20% de ahorro en emisiones de gas de efecto invernadero.
Valenzuela indicó que también hay otro proyecto en proceso de certificación que se denomina MAJO (imágenes de la maqueta).

Del mismo modo, Pando señaló que tienen en carpeta otro proyecto, que es el cementerio ecológico, pero están a la espera de conseguir el presupuesto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cerrar
Cerrar

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios